Superar el Trastorno Obsesivo: Mariví

Tenía que apartar los cuchillos de mi lado, porque me venía la idea de clavarlos en mis hijos, dejé de salir al balcón, porque sentía una atracción enorme por saber qué ocurriría si tomaba la decisión de tirarme, no era dueña de mí, me veía con dos personalidades, se convertía en una continua lucha tener que frenar mis pensamientos analizándolos, y eso me dejaba agotada al final del día. Pienso que Dios todavía tenía proyectos conmigo, porque de lo contrario habría dejado que me quitara de en medio hace tiempo. Puso en mi camino a este médico en el momento más crítico de mi existencia…

Ahora sé que soy la que lleva el control de mi vida, los pensamientos aparecen, pero yo los enfoco en la manera que he aprendido a hacerlo, intento aguantar el tirón de la forma más optimista y sencilla que he aprendido a adoptar y ya no tengo miedo de que vengan. El psiquiatra me había dicho que el Trastorno Obsesivo nunca me desaparecería, que tendría temporadas mejores y peores, que no me preocupara, que no pasaría nada. ¡Qué fácil es decir eso cuando tú no lo sufres en tus carnes!, ellos de medicamentos sabrán mucho, pero de manera de erradicarlos totalmente digo que no. Los psiquiatras no quieren reconocer que el Trastorno Obsesivo cura sin medicación alguna. ¡Ojalá todo el mundo supiera que del Trastorno Obsesivo se sale!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close